c. Palabras claves

Según Steve Krug, todos nosotros como lectores en los sitios web “nos inclinamos a centrar nuestro interés en palabras y frases que parecen encajar mejor con (a) la tarea que tenemos entre manos, (b) nuestros intereses personales del momento en curso o (c) las palabras que nos causan una reacción repentina.

De tal forma, la elección precisa de palabras claves será determinante para el escaneo que hace un visitante en nuestras páginas. Es fundamental que se relacione con el mensaje que se quiere transmitir, y que sea la entrada para el interés del usuario.

No obstante, las palabras claves no deben ser usadas indiscriminadamente pues su rastreo depende justamente de su interacción con el interés del usuario. Al ocuparlas puede ayudar a indicarle dónde está lo que busca. Pero colmar con la misma pablara clave en distintas partes del texto no beneficiará el escaneo.

Una buena cuota de palabras claves, según Juan Carlos Camus, es seleccionar las tres palabras más buscadas en relación con el tema que se está escribiendo, para luego ubicarlas en lugares estratégicos para el rastreo como el principio de un párrafo, titulares y enlaces.